Alcalde

Mayor Mike Duggan
Mike Duggan

Mike Duggan fue elegido alcalde de Detroit el 5 de noviembre de 2013 y asumió el 1 de enero de 2014.  Como alcalde, gobierna la ciudad en la que nació y donde se dedicó los 32 años anteriores de su carrera profesional a colaborar con otros para resolver algunos de los problemas más preocupantes de la ciudad.

Si bien el alcalde Duggan fue elegido principalmente por su trayectoria en la dirección de cambios operativos y financieros a gran escala exitosos, los ciudadanos de Detroit respondieron firmemente a su gran amor por la ciudad, lo que se demuestra en su trabajo a lo largo de los años.  Durante su carrera, ha asumido desafíos y resuelto problemas que repercuten directamente en la calidad de vida de los ciudadanos de Detroit, incluidos el acceso a la atención médica, el transporte público, los delitos, el deterioro urbano, la ampliación de las oportunidades recreativas en la ciudad y la generación de empleos, entre otros.

Su prioridad inmediata como alcalde ha sido implementar una estrategia coordinada para abordar los numerosos desafíos que han afrontado los residentes a lo largo de los años, especialmente, el deterioro urbano, el alumbrado público, el transporte y la seguridad pública.

Durante su primer año en el cargo, la ciudad ha logrado avances significativos en cada una de estas áreas, aunque es el primero en admitir que todavía queda mucho por hacer. Gracias a las nuevas asociaciones con el Concejo Municipal de Detroit (Detroit City Council), así como en Lansing y Washington D. C., la Ciudad ahora está acabando con el deterioro urbano a un ritmo récord, ha instalado más de 35,000 farolas LED nuevas, garantizó la compra de 80 autobuses nuevos para el Departamento de Transporte de Detroit (Detroit Department of Transportation, DDOT) a través de fondos federales y redujo significativamente los tiempos de respuesta de la policía y de los servicios médicos de emergencia (emergency medical service, EMS).

Para lograr estos primeros éxitos, el alcalde Duggan ha hecho lo mismo que hizo siempre: En primer lugar, escuchar a los trabajadores y residentes, que son los que mejor entienden los problemas, y colaborar con sindicatos, empleados, organizaciones comunitarias, líderes empresariales y otros para desarrollar soluciones sostenibles.  En el centro de estas soluciones existe una cultura de responsabilidad que comienza con el alcalde y su equipo de liderazgo, y se extiende hacia todos los niveles del gobierno municipal.

A medida que las finanzas de la Ciudad se estabilizan y los servicios continúan mejorando, el alcalde ahora está centrando sus energías en el crecimiento económico de la Ciudad y en la creación de caminos hacia nuevas oportunidades para los residentes de Detroit. Su meta principal es revertir el descenso de la población de 60 años que comenzó aproximadamente en la época en la que él nació.

De niño, el alcalde Duggan vivió en Stansbury, cerca de Fenkell & Schaefer en la zona oeste de la ciudad, y asistió a la Catholic Central High School cuando todavía se encontraba en W. Outer Drive.  Mientras que la mayoría de sus amigos se iban de Míchigan para estudiar en universidades de lugares como Nueva York y Chicago, Duggan permaneció en el área de Detroit y asistió a la University of Michigan en Ann Arbor, donde cursó sus estudios universitarios y asistió a la facultad de derecho.

Para el alcalde Duggan es un gran honor tener la oportunidad de ayudar a restaurar la ciudad de su niñez para convertirla en una nueva grandeza.  El primer empleo de Duggan después de la universidad fue en un estudio jurídico en el centro de la ciudad de Detroit, al que llegaba en autobús todos los días hasta que pudo comprarse su primer automóvil.  Luego, lo contrataron para trabajar en el Departamento de Justicia del Condado de Wayne (Wayne County Law Department) y, en poco tiempo, lo contactaron para desempeñarse como ejecutivo adjunto del condado de Wayne durante el mandato de Ed McNamara desde 1987 hasta el año 2000.

Durante su rol como director general adjunto, las habilidades administrativas de Duggan y su compromiso con su ciudad natal comenzaron a manifestarse.

Durante el ejercicio de su cargo, Duggan supervisó 14 presupuestos equilibrados consecutivos y un sistema de jubilaciones completamente financiadas, dirigió la iniciativa para lograr el regreso de los Detroit Lions a la ciudad, copresidió la construcción de los estadios Comerica Park y Ford Field, y negoció el acuerdo con la Administración de Clinton que permitió realizar la construcción de la espectacular Terminal Midfield del Aeropuerto Metropolitano (Metro Airport).

Durante su ejercicio, también intervino en el funcionamiento del sistema de autobuses de la Autoridad de Movilidad Suburbana para Transporte Regional (Suburban Mobility Authority for Regional Transportation, SMART), que corría riesgo de cerrarse.  En tres años, dio un giro a las finanzas de la organización y colaboró con sindicatos para mejorar la fiabilidad, ampliar el servicio en Detroit y aumentar el número de usuarios.

Como fiscal del condado de Wayne desde 2001 hasta 2003, Duggan dirigió los esfuerzos para reducir los delitos con armas de fuego y para abordar el problema de las casas desocupadas en Detroit mediante la confiscación de 1,000 casas abandonadas y su venta a nuevos propietarios que las repararon y reocuparon.

Antes de postularse para alcalde, Duggan colaboró nuevamente con los trabajadores y sindicatos para evitar la inminente quiebra del Detroit Medical Center y lograr que recupere su rentabilidad en su primer año (2004).  Actualmente, se están realizando nuevas construcciones en el DMC por el monto de $850 millones como parte de un acuerdo que Duggan negoció como director general.

Duggan dirigió su campaña de alcalde del 2013 sobre la base de que “todos los vecindarios tienen un futuro”. Durante la campaña, habló directamente con casi 20,000 ciudadanos de Detroit en las 250 reuniones a las que asistió en salas de estar, cafeterías, peluquerías y salones de belleza, así como en salones de iglesias. Fue en estas reuniones íntimas donde se cristalizó la visión de Duggan para la ciudad.

Duggan dice que, como alcalde, seguirá siendo una persona accesible y organizará debates frecuentes con la comunidad para que esto lo ayude a mantenerse en contacto con los residentes de Detroit, sus necesidades y su evaluación de los avances de la ciudad.

Doggan y su esposa, Lori, son padres orgullosos de cuatro hijos adultos, Mary, Eddie, Carolyn y Patrick.

City Council President
Off
City Council Pro Tem
Off